Como evitar enamorarse de un pendejo: aciertos y desenfoques

Comparado con otros montajes realizados en América Latina, la versión domínico-boricua “Como evitar enamorarse de un pendejo”, es una producción muy superior en actuación, escenografía y adaptación, pero sobre la versión representada en la Sala Ravelo, pesan como aves de mal agüero, aspectos prescindible, francamente editables, falto de una intensidad y debe ser respaldada  en su representación el próximo fin de semana en Sala Ravelo, del Teatro Nacional.
Lo que más nos llama la atención fue el final desesperanzador e incrédulo a rajatablas y al cual, desde luego, no se le debe hacer caso a pie juntillas: “No confíen en las mujeres…ni en los hombres” (¡). ¿Y entonces, en quien confiar?
Ciertamente no se puede confiar en todos los hombres ni en todas las mujeres. Para decirlo de otro modo, no se puede confiar en todos los seres humanos. Pero hay en quien confiar. No toda la gente es igual de confiable o desconfiable.

Ese mensaje está fuera de toda razón, aun presentada en el marco de una comedia comercial bien producida, como al efecto es la de Raúl Méndez y la excelente concepción de un programa de televisión (Sexo Fuerte, con Vicky Espino). Es una reflexión lastimera y lamentable.
La actuación de Georgina Duluc revela avances en su preparación pero obviamente que le resta camino y preparación para trillar antes de ser considerada como actriz. Cumple con su papel por encima de muchas interpretaciones vistas en este tipo de comedia de amplio consumo, de contenidos generalmente previsibles y producidos para reflexionar sobre un tema de interés de hombres y mujeres.
Raeldo López, por su parte, evidencia destrezas y gracia a dos manos, representando los 12 tipos de pendejos representados. No obstante la pareja logra una química, logran el premio de la carcajada y transforman el montaje en una experiencia que puede ser recomendada.
Una producción bien concebida, aun cuando resultan innecesarias, redundantes y poco apostadoras, las intervenciones en video de otras figuras de la televisión, recurso que no aporta absolutamente nada al conjunto, salvo el hecho de que comercialmente apunta puntos al atractivo de boletería.
Los pendejos y las  mujeres:
La decisión de una mujer de aceptar  en su vida a un hombre, para relaciones largas o breves, tiene implicaciones dadas la cantidad de material masculino de escasa calidad para la convivencia adecuada.
Tal es la tesis de la que parte el escritor y periodista  uruguayo  Marcelo Puglia, radicado en Sao Paulo,  en un libro perteneciente a esa literatura de consumo agradable, comercialmente de mucho impacto dado el interés que suscita el planteamiento : Como evitar enamorarse
de un pendejo.
El texto que denuncia las sinuosidades masculinas, curiosamente escrito por un hombre, es adaptado para la representación dominicana por Aidita Selman, texto que toma Enrique Chao para dirigir a Georgina Duluc, comunicadora y estrella de televisión  dotada con un nivel de inteligencia que la diferencia en mucho del resto de sus iguales que quedaron entrampadas en la estrategia de las apariencias, pero que aún no se puede considerar como una actriz, junto a uno de los actores jóvenes más brillantes de la escena, Raeldo López.
¿Quién es Puglia?
Marcelo Puglia es uno de los escritores uruguayos de mayor impacto por los temas cotidianos que aborda con gracia y tocan a hombres y mujeres, al plantear las aristas de las relaciones cotidianas, la efectividad del amor cuando proviene de seres emotivamente deficientes, la adulteración sentimental, la dupla: fidelidad-infidelidad, la conquista de hombres o el aprovechamiento de la soledad descompensada y la búsqueda de pareja. ¿ A quién no le interesan estos temas?

Marcelo Puglia periodista y escritor uruguayo radicado en São Paulo, Brasil desde los años 80. Autor de  libros sobre las relaciones hombre-mujer en un tono de humor y enfocando temas inusuales vinculados a la fidelidad, el aburrimiento conyugal: ‘Manual de la amante perfecta’ :’130 maneras de conquistar a un hombre prohibido’ y ‘Manual para hombres infieles’:”No traicionarás o lo harás tan bien que ella no se dará cuenta” son algunos de sus otros títulos. Como evitar enamorarse de un Boludo (título original) es ha sido adaptada como comedia teatral con numerosas representaciones en América Latina y España. Su blog es www.marcelopuglia.blogspot

Fuente: Acento

leave a reply